España

Otra investigación judicial por presunta corrupción amenaza salpicar a la monarquía española

Una cuenta bancaria en Suiza y donaciones millonarias a su amante: el rey Juan Carlos, a sus 82 años, podría verse envuelto nuevamente en la controversia.

Suiza investiga una supuesta donación de 100 millones de dólares que el rey de Arabia Saudita habría hecho a Juan Carlos, cuando este ejercía como rey de España, según informó el diario Tribuna de Ginebra. El monarca habría regalado parte de ese dinero donado por el rey Abdallah bin Abdulaziz Al Saud a su amiga Corinna Larsen. Dicho dinero habría estado depositado en una cuenta del banco Mirabaud a nombre de la fundación “Lucum”, cuyo único beneficiario sería don Juan Carlos de Borbón, según los investigadores suizos.

Según la investigación, el monarca fue retirando durante varios años dinero de esa cuenta y en 2012 regaló los 65 millones de euros que quedaban a Corinna Larsen, a través de otro banco suizo con sede en las Bahamas. La fiscalía suiza abrió la investigación a raíz de unas grabaciones de Larsen publicadas por los medios españoles OkDiario y El Español en las que la empresaria afirmaba que el Juan Carlos intentó cobrar una comisión millonaria en el marco de la licitación del proyecto del tren de alta velocidad (AVE) a La Meca. “También se habría entregado otro millón de euros a otra antigua amante del monarca español, cuyo nombre todavía se desconoce, cuya residencia se establece en Ginebra”, indica El Español

Juan Carlos I fue rey de España desde el 22 de noviembre de 1975 hasta el 19 de junio de 2014, fecha de su abdicación y del acceso a la Jefatura del Estado de su hijo Felipe VI, actual monarca. Según fuentes de la fiscalía suiza citadas por el periódico, Corinna Larsen justificó el origen del dinero con documentación en la que acreditaría que dicha fortuna provienen de una “donación de la fundación panameña” que le transfirió el dinero en 2012. Según los abogados de la antigua amiga íntima del rey Juan Carlos “Corinna recibió un regalo no solicitado del rey emérito” descrita como “donación para ella y para su hijo” con los cuales se había encariñado, ya que durante varios años habrían cuidado del monarca debido a su mala salud.