Sultán de Omán (1940-2019)

Para el New York Times, el sultán Qaboos “convirtió Omán en un próspero oasis de paz”

Un articulo del diario estadounidense destaca al fallecido monarca por mantener “la independencia y la capacidad de Omán para construir lazos con una gama de poderes globales y regionales”.

Por S.C.

El sultán Qaboos bin Said de Omán, quien murió el 10 de enero después de casi cinco décadas en el poder, “transformó su reino del Golfo Pérsico de un enclave aislado en una nación desarrollada conocida por negociar conversaciones tranquilas entre enemigos globales”, dijo el diario estadounidense The New York Times, uno de los múltiples medios internacionales que destacaron la figura del fallecido monarca.

“Las décadas de Qaboos como un monarca absoluto que utilizó la riqueza petrolera para sacar a su país de la pobreza lo convirtieron en una figura imponente, con carreteras, un puerto, una universidad, un estadio deportivo y otras instalaciones que llevan su nombre”, destacó el periódico. “Internacionalmente, como el líder con más años de servicio en el mundo árabe, utilizó el lugar de Omán en una región turbulenta, al lado de una de las rutas marítimas más concurridas del mundo, para convertirse en un jugador diplomático discreto pero esencial”.

El elogio del diario, firmado por el periodista Ben Hubbard, especialista en asuntos de Oriente Medio, continúa: “En una región plagada de sectarismo, divisiones políticas e interferencia extranjera, Qaboos, de voz suave y diminuta, defendió una política exterior de independencia y no alineamiento”. El sultán “se convirtió en un líder raro que mantenía lazos con una amplia gama de poderes que se odiaban entre sí, incluidos Irán, Israel, Estados Unidos, Arabia Saudita y los rebeldes hutíes en Yemen”. Según el experto, “eso le dio a Omán un papel similar a una Suiza del Medio Oriente, donde los enemigos que luchan entre sí en otros lugares podrían reunirse para mantener conversaciones tranquilas”.

“Qaboos llegó al poder a los 29 años en 1970 en un golpe sin sangre ayudado por los británicos contra su padre, poniéndose al mando de una nación pobre y aislada encerrada en una guerra civil con los rebeldes en el sur”, continúa el artículo del NYT. “Aprovechando la nueva riqueza petrolera del reino, Qaboos sometió a los rebeldes con una combinación de fuerza militar y proyectos de desarrollo mientras construía carreteras, hospitales, escuelas y otra infraestructura moderna en todo el país para mejorar la vida de su pueblo”.

Gracias a un esfuerzo “exitoso” por parte del gobierno del sultán Qaboos “en 2010, las Naciones Unidas clasificaron a Omán en primer lugar en el mundo por encima del Índice de Desarrollo Humano en los últimos 40 años, por delante de China”, destacó el NYT. “Eso convirtió a Qaboos en una figura titánica en su país de 4,6 millones, ubicada en el extremo sureste de la Península Arábiga y al otro lado del Estrecho de Ormuz desde Irán”.

“El mayor logro del sultán fue poner a su país en el camino hacia el desarrollo”, dijo J.E. Peterson, ex historiador de las Fuerzas Armadas Reales en Mascate, la capital de Omán, y experto en asuntos del Golfo, citado por el periódico. “El sultán Qaboos puso en marcha un plan de desarrollo, creó un gobierno donde antes no había existido y creó una política exterior”.

“Todo el tiempo, Qaboos mantuvo la independencia y la capacidad de Omán para construir lazos con una gama de poderes globales y regionales”, explica el periódico. “Qaboos era querido por su enfoque en el desarrollo económico durante las primeras décadas de su gobierno, mientras que los extranjeros notaron que supervisaba un estado policial absoluto, si no particularmente brutal”.

Prohibido estrictamente copiar completa o parcialmente los contenidos de SECRETOSCORTESANOS.COM sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original. Puede encontrarnos en Facebook o Instagram.