Newsroom

Hallaron una carta de 820 años de antigüedad sellada por el rey Juan de Inglaterra

El documento está fechado el 26 de marzo de 1200, hace exactamente 819 años y fue encontrado en la Biblioteca del Ushaw College.

Una carta real original del reinado del rey Juan I de Inglaterra, hace más de 800 años, fue descubierta por casualidad por un grupo de historiadores. Fue el doctor Benjamin Pohl, historiador de la Universidad de Bristol, tropezó con el documento mientras examinaba las existencias de manuscritos medievales en una universidad y la reconoció como una carta original. Se pensaba que el documento, que lleva el sello del rey Juan, fue destruido en el siglo XIII. Increíblemente, está fechado el 26 de marzo de 1200, hace exactamente 819 años, informó el diario británico The Times.

Pohl encontró la carta del rey en la Biblioteca del Ushaw College, Durham, durante su tiempo como miembro visitante en la Biblioteca de investigación residencial de Durham. “Descubrir la carta original en Ushaw es extremadamente emocionante, entre otras cosas porque nos permite desarrollar una imagen más completa de las personas que estuvieron presentes en York el 26 de marzo de 1200 y que están ansiosas por hacer negocios con el nuevo rey”, dijo el historiador. “Los estatutos medievales son importantes no solo por los actos legales que contienen, sino también por lo que pueden decirnos sobre la sociedad y la cultura política en ese momento”.

“De hecho, sus autoridades emisoras, beneficiarios y testigos proporcionan una sección representativa de las élites gobernantes de la Inglaterra medieval”, explicó Pohl. “Nuestra carta podría describirse mejor, por lo tanto, como un tipo de ‘quién es quién’ del norte de Inglaterra y más allá a fines del siglo XIII”. El documento está cuidadosamente elaborador y escrito en lo que se conoce como una “mano de la corte”, que probablemente pertenezca a un escriba profesional, que podría haber sido miembro del departamento de gobierno del rey o cancillería a principios del siglo XIII.

El documento confirma la concesión de posesiones en el condado de Durham, a saber, las dos aldeas de Cornsay y Hedley Hill, a Walter de Caen y Robert FitzRoger, señor de Warkworth y comisario de Norfolk y Suffolk. El descubrimiento de la carta original permitió la comparación con una copia, capturada en un registro administrativo medieval conocido como “rollo de carta”, que reveló una sorprendente diferencia. Mientras que la copia del registro de la carta indicaba solo tres testigos presentes cuando se emitió en Nueva York, la carta original, encontrada en Durham, enumera nueve testigos, entre ellos algunos de los individuos más poderosos de la época, varios de los cuales ocuparon cargos prominentes en el gobierno del rey Juan. Juan (1166-1912) es una figura de poco relieve en la historia de Inglaterra. Fue un mal hijo, pues a pesar de ser el predilecto de su padre, lo traicionó. También se rebeló en contra de la autoridad de su hermano Ricardo I. Su gobierno fue una larga serie de crueldades e injusticias, de las cuales ningún súbdito se veía libre. (S.C.)

Anuncios