El cadáver del rey de Tailandia fue “robado” siguiendo una tradición del siglo XIV

Uno de los aspectos más intrigantes de los ritos funerarios de un rey o una reina tailandeses es una tradición que data del período histórico del reino Ayutthaya -siglos XIV a XVIII- conocida como “Luk Phra Sop”, el robo del cadáver. El término “robo” se usa solo de forma simbólica porque este ritual se lleva a cabo en el más absoluto secreto y durante la noche.

No hay un anuncio oficial de la ceremonia, pero el proceso quedará documentado en los Archivos Reales”, dijo un destacado historiador sobre el tema, Chitssanupong Titalakana. Otro historiador tailandés, Nontaporn Yumangmee, citado por el diario “The Nation” explicó que la tradición se originó hace setecientos años para evitar demoras en la ceremonia fúnebre real.

FOR UPLOADING
Féretro y urna del rey Bhumibol.

El transporte de los restos reales -es decir, el cuerpo embalsamado- al crematorio al mismo tiempo que se llevaban a cabo las procesiones reales habría causado retrasos innecesarios y también afectaba las ceremonias sucesorias. “Por el bien de la conveniencia de prepararse para la ceremonia de cremación, el proceso de traslado del fallecido se realiza durante la noche en la víspera de la cremación“.

Lea además: La cremación del rey Bhumibol Adulyadej de Tailandia, en números

Como ejemplo, Nontaporn escribió que el príncipe Mahamala Kromphra Bamrab Porapak vivía lejos de los lugares de cremación, por lo que para su funeral en 1886, sus restos tuvieron que ser llevados primero en barco y luego al parque Sanam Luang, considerado desde hace siglos el sitio de las cremaciones reales en Tailandia. Hacerlo el día de la cremación habría tomado demasiado tiempo.

Los numerosos dolientes que acampan cerca de Sanam Luang con la esperanza de obtener los mejores puntos de observación cuando se abran las puertas podrán presenciar en las primeras horas de mañana de este 25 de octubre la procesión “Luk Phra Sop” desde el Gran Palacio hasta el crematorio: “Se darán cuenta de que esta tradición está teniendo lugar y guardarán silencio absoluto, para mostrar el mayor respeto por Su Majestad el Rey Bhumibol“.

4911928b0eee43ded7056fc0d9959e73-sld

Chitssanupong confirmó que se han realizado cambios en las estrictas tradiciones de la ocasión. Como los restos del rey Bhumibol descansan en un ataúd y no en una urna, la Urna Real (“Phra Kot”) contiene una placa dorada con su nombre completo y fecha de nacimiento. Bhumibol fue el primer rey que decidió ser incinerado en un cajón, como hizo ya su madre. La urna, por lo tanto, está vacía, aunque se incinerará junto al féretro.

Lea además: Una montaña de oro que llega al cielo: así es el impresionante crematorio del rey

La pira funeraria en sí, o “Phra Chittakathan”, ha sido modernizada, informó la prensa tailandesa. Los quemadores eléctricos ahora se usan, como se vio por primera vez en la cremación de la princesa Galyani Vadhana, hermana de Bhumibol, en 2008. Estos cambios fueron introducidos después de que tuviera lugar un pequeño accidente en la cremación la Princesa Madre, en 1996, cuando las llamas casi se descontrolaron e interrumpieron las ceremonias.

Este jueves 26 de octubre, la urna real será llevada con una procesión de 1,9 kilómetros de largo al campo Sanam Luang, donde se suele incinerar tradicionalmente a los reyes tailandeses. Será trasportada sobre un carruaje de madera encargado hace más de 200 años por el primer rey de la dinastía Chakri.

1414
Desde octubre de 2016, el cuerpo del rey permaneció en el Gran Palacio de Bangkok

Tailandia es un país de mayoría budista en el que hay también tradiciones hinduistas. Los reyes son considerados allí la reencarnación del rey hindú Vishnu. En las dos religiones, los muertos son incinerados tradicionalmente para que el alma pueda ascender al cielo. El experto en la casa real Thongtong Chandransu afirma: “La cremación del rey simboliza su regreso al cielo en su forma de dios”. Se esperan más de 6.500 invitados de todo el mundo.

Para la incineración se creó una suerte de pabellón dorado de 53 metros de alto y un techo de nueve pisos dado que Rama IX., como también era llamado Bhumibol, fue el noveno rey de la dinastía Chakri. La construcción simboliza la montaña Meru, que para budistas e hinduistas es el centro del universo. La construcción está decorada con 622 esculturas de dioses y otras criaturas míticas en las que trabajaron durante meses algunos de los mejores artesanos del país.

En nuestros perfiles sociales estamos ofreciendo más información sobre este acontecimiento:

Este es el Crematorio Real, epicentro de la ceremonia fúnebre del rey Bhumibol Adulyadej de Tailandia. La construcción y decoración del complejo -llamado "Phra Meru Más"-, de 78.000 m2, tardó 10 meses y allí será cremado el cuerpo embalsamado del monarca. El crematorio está ubicado en el Parque Sanam Luang de Bangkok, considerado desde hace siglos tierra sagrada de cremaciones reales. Con un presupuesto de 30 millones de dólares, el complejo se compone un pabellón principal dorado de 50 metros de altura, que recrea una montaña mítica en la cosmología hindú, llamada Meru, y simboliza del ascenso al cielo del difunto rey como una deidad. Posee 622 esculturas de deidades hindúes, ángeles, criaturas míticas y animales moldeados y pintados decoran el sitio de cremación. Dos de ellos representan a los perros de Bhumibol. [Lea más sobre este tema en secretoscortesanos.com] #secretoscortesanos #tailandia #thailand #bangkok #sanamluang #bangkokgrandpalace #bhumiboladulyadej #ramaix #kingbhumibol #kingramaix #rama9 #chakri #vajiralongkorn #phrameru  #thairoyalfamily

A post shared by SECRETOS CORTESANOS (@secretoscortesanos) on

 

Lea además: 10 preguntas para entender los funerales del rey tailandés Bhumibol Adulyadej

Anuncios