Historias

La emperatriz que creó un escuadrón que perseguía, detenía y castigaba a los adúlteros

La emperatriz María Teresa de Austria (1717-1780) creó la “Comisión para la Castidad”, un escuadrón especial de la policía encargado de investigar, detener y castigar a los adúlteros. La piadosa y engañada emperatriz ordenó que aquellas patrullas puritanas recorrieran todos los rincones del imperio, se metieran en los teatros, en reuniones sociales e incluso en casas particulares.

Todos aquellos hombres o mujeres que no tuvieran un comportamiento cristiano, eran arrestados, y los extranjeros acusados de corromper a los ciudadanos austriacos eran expulsados de inmediato. Algunos rumores indican que la propia emperatriz formaba parte de las patrullas recorriendo Viena en busca de su infiel.

Anuncios